Saltar al contenido

Cómo afinar la kalimba

24 septiembre, 2021
Chica concentrada afinando las laminillas de su kalimba
Armonía en cada nota – Afinando una kalimba

Muchos no lo saben, pero las kalimbas sí necesitan afinarse y aquí aprenderás cómo afinar la kalimba de manera correcta.

Muchas personas lo desconocen porque la kalimba es un instrumento muy peculiar, a primera vista pareciera que no hay manera de afinarla.

Esto se debe porque a diferencia de los instrumentos más populares, como podría ser una guitarra, no tenemos una manera de intuirlo solo con ver el instrumento.

La kalimba es un instrumento musical muy especial, su composición corporal es “parecida” a la del piano, incluso por este motivo también se le llama piano de pulgares.

Y como cualquier otro instrumento la kalimba tiene que afinarse, aunque no lo creas. Los músicos afinamos TODO, incluso los tambores en una batería, así que piénsalo un poco, con mayor razón afinaremos los instrumentos en los cuales puedes crear armonías y melodías.

¿Qué necesito para afinar mi instrumento kalimba?

Primero que nada necesitas tu kalimba y un martillo especial, usualmente vienen incluidos cuando compras tu kalimba, si por alguna razón no lo tienes, no te preocupes, consigue un martillo de trabajo, sí, la herramienta que se utiliza para clavar clavos, valga la redundancia, solo intentas que sea lo más pequeño posible.

También necesitas un afinador, puede ser alguno que ya tengas en casa, en caso de ya tener experiencia previa en la música, o puedes descargar alguna aplicación gratuita a tu teléfono, son bastante precisos. Te puedo recomendar Guitar Tuna, es una aplicación gratuita y puedes utilizarla en ISO y Android.

Material que necesitas para afinar tu kalimba:

  • Kalimba
  • Martillo
  • Afinador

¿Fácil no? Pues afinar tu instrumento es igual de sencillo.

¡Comencemos a afinar nuestra Kalimba!

Voy a describirte cómo afinarla paso a paso y lo acompañaré con imágenes para que no quede ninguna duda.

Tomaremos como referencia esta Kalimba que verás a continuación:

afinacion de kalimba
Kalimba con Afinación Do (C)

Como puedes observar es una Kalimba afinada en Do (C), las letras que están en cada una de las notas representan el nombre de cada nota musical.

No te preocupes si no sabes qué significa cada una de las letras, es un sistema universal, así que en tu afinador aparecerá la misma letra (a menos que en verdad este desafinada), por ejemplo, si tocas la nota Mi (E) de tu Kalimba, en tu afinador podrás ver que tan afinada o desafinada esta.

Y para saber que tan afinada o desafinada se encuentra una nota musical, bastará con que la toques cerca de tu afinador.

Si la nota está al centro de manera perfecta, tu afinador te lo indica con color verde y generalmente emite un sonido. Como se puede ver en el siguiente ejemplo:

nota afinada
Afinador con nota afinada

Si tu nota está desafinada podrás verla con un color rojo y moviéndose en alguno de los extremos, ya sea del lado izquierdo o derecho.

¡Ahora sí comencemos a afinar!

  1. Lo primero que debemos hacer es ubicar cual es la nota de la lengüeta, como lo hemos dicho anteriormente, las notas se representan con distintas letras, y están marcadas al final de cada lengüeta de la Kalimba.  

Do (C), Re (D), Mi (E), Fa (F), Sol (G), La (A), Si (B)

2. Podemos empezar por cualquier tecla, y el procedimiento se hará con todas las lengüetas de tu kalimba.

3. Abrimos nuestra aplicación del afinador que vayamos a utilizar, ahora comienza con una tecla, tócala y mira en qué posición se mueve en tu afinador.

4. Si tienes una nota alta (si tu afinador se mueve hacia el lado derecho, como la imagen de arriba del lado derecho) y quieres bajarla tendrás que darle pequeños golpecitos a esa lengüeta (tecla), por la parte de atrás, es decir, por la parte que se acerca más al puente.

5. Daremos golpes muy suaves e iremos tocando la nota, podrás darte cuenta que en tu afinador la nota se irá aproximando cada vez más al centro.

6. Una vez que tu nota esté al centro y marcada en color verde en tu afinador, significa que está perfectamente afinada.

7. Por el contrario, si tu nota está baja, (si tu afinador se mueve hacia el lado izquierdo, como la imagen de arriba del lado izquierdo), necesitarás subirla, para esto tendrás que darle pequeños golpes pero del lado contrario, es decir, del lado donde se toca la nota con el pulgar, haremos esto hasta acercarnos al centro y dejar la nota perfectamente afinada

NOTA: Los golpes deben de darse de manera delicada para no dañar la membrana de la kalimba.

Si aún tienes dudas, puedes mirar este video. Esta persona utiliza un afinador, metrónomo que utilizamos mucho los músicos, pero no te preocupes ni te compliques, funciona exactamente igual que las aplicaciones para teléfono móvil.

Es posible que te pueda interesar la siguiente nota…